Páginas vistas en total

lunes, 7 de julio de 2014

El Ayuntamiento crea una imagen para los refugios

El Ayuntamiento crea una imagen para los refugios

  • Es el primer paso para poner en valor estos subterráneos de la Guerra Civil y crear una ruta visitable para turistas y alicantinos

  • La Concejalía de Imagen Urbana ha creado un logotipo específico para los 94 refugios antiaéreos de la Guerra Civil ubicados por toda la ciudad como un primer paso para crear una ruta histórica visitable para turistas y alicantinos. Cada uno de estos espacios subterráneos creados para salvaguardar a la población de los bombardeos cuenta con una 'R' y un número determinado, que corresponde al descubrimiento del mismo.
    El diseño de las puertas para el refugios de la Guerra Civil de la reformada plaza de Séneca es la primera intervención, junto a la puerta del refugio de Balmis, que incorpora la nueva imagen de marca 'Refugios de Alicante'. La puerta del primero con el logotipo ya se puede ver, mientras que el de la remodelada plaza del centro se encuentra en la acera, a ras de suelo.

  • La Concejalía de Imagen Urbana ha encargado al estudio Rocamora Arquitectos este diseño, que se ha proyectado como un gran cartel, legible a distancia: «El texto de la marca se recorta en la chapa dotando de ventilación natural a los refugios, y volumen al texto ,haciendo más legible al visitante desde los diferentes puntos de la plaza», explicaba Ángel Rocamora, autor del logotipo.
  • Con el tiempo, ambos serán visitables puesto que su estructura de hormigón les ha permitido aguantar todo este tiempo. No ha ocurrido lo mismo con otros como el de las plazas del Carmen o de Quijano, construidos con ladrillo y que se han deteriorado mucho.
    La Concejalía de Imagen Urbana, con la colaboración de la Diputación Provincial de Alicante, han costeado este trabajo de investigación, recopilación y una primera puesta en valor de los refugios antiaéreos de Alicante como elemento cultural e histórico de la ciudad. Están incluidos dentro del Plan Especial de Protección Arqueológica y, por tanto, no se pueden perder.
    Y es que el Ayuntamiento ha rastreado durante más de dos años todos estos refugios creados a partir de 1938, con ayuda de historiadores y expertos. Las indagaciones hacen creer que se llegaron a construir 97 refugios, con capacidad para albergar a los 108.000 habitantes censados entonces de la ciudad, por lo que faltan tres cuya ubicación se desconoce.
    La idea que mantiene todavía el Consistorio es poder abrirlos para el conocimiento de los escolares y alicantinos en general. Su intención es que pueda albergar en su interior una exposición o proyección audiovisual sobre el papel que desempeñaron estas construcciones durante la Guerra Civil.
    Por el momento, explican desde el Consistorio y la Diputación, todavía no es viable económicamente reformar todas estas estructuras. Pero los primeros pasos se han dado, como demuestran la creación del logotipo que señala la ubicación de los refugios (a la derecha) y un primer diseño de cómo quedará el subterráneo de la plaza Balmis (en la imagen superior).




'Llapis, paper i bombes', una exposición sobre dibujos de niños durante la Guerra Civil, Benissa.

'Llapis, paper i bombes', una exposición sobre dibujos de niños durante la Guerra Civil

  • La muestra permanecerá abierta desde el 4 hasta el 25 de julio

  • Refleja las experiencias vividas por la infancia en la guerra a través del lenguaje visual.


El 4 de julio fue inaugurada laexposición Llapis, paper i bombes en la Sede de La Marina (Benissa) de la Universidad de Alicante, un evento que recoge copias de dibujos que hicieron las niñas y niños durante la Guerra de España (1936-1939). Un equipo de profesores de secundaria (José Antonio Fernández, Ramón Galdrán, Remedios Izquierdo, Carlos Salinas, Teresa Sanz) ha producido la muestra bajo el patrocinio de la Universidad alicantina, que permanecerá expuesta hasta el 25 de julio.
Una característica de las guerras del siglo XX hasta hoy es que la población civil se ve más afectada que los militares. En noviembre de 1936 las fuerzas franquistas sitiaban Madrid y los bombardeos de aviación y morteros se sucedían diariamente. El gobierno de la República, a través del ministerio de instrucción con la ayuda de comités de partidos, sindicatos y asociaciones, organizó la evacuación de la infancia amenazada.
Entrada Expo BenissaLos convoyes salían de noche por carretera y ferrocarril hacia zonas más seguras. Los niños de Talavera, Madrid y Málaga partían hacia Cuenca, Cataluña, las provincias valencianas y Murcia. La caída del Norte provocó unéxodo principalmente hacia Francia, Bélgica, Gran Bretaña y la URSS. Unos eran acogidos por familias voluntarias y otros fueron agrupados en colonias colectivas.
Estas se regían por unas orientaciones comunes organizativas, pedagógicas y educativas. En ellas 25-50 escolares vivían en comunidad con sus maestros, seguros y cubiertas sus necesidades básicas y formativas. Los edificios requisados a tal fin solían ser palacetes abandonados, fincas de recreo y casonas rurales.
Estudio, juegos y tareas compartidas les mantuvieron ocupados hasta el fin de la guerra. Una de las actividades fue el dibujo. El objetivo era doble: vender las láminas en libros y exposiciones (Valencia, Barcelona, París, Nueva York) a fin de obtener recursos para las colonias y también servir de terapia psicológica por las tensiones sufridas.
Por ello en esta muestra los dibujos han sido seleccionados paracomunicarnos los sentimientos infantiles de miedo, desarraigo, la añoranza del hogar en paz, el terror a los bombardeos aéreos, la evacuación, la vida cotidiana en las colonias y los deseos de futuro para cuando se venciera a los sublevados.
LLAPIS-BENISSAMuchas de estas imágenes se han conservado en la Biblioteca Nacional (Madrid) y en las universidades de Columbia (Nueva York) y San Diego (California), de donde se han obtenido lascopias digitales. Pero los edificios que albergaron a aquellas comunidades han tenido una suerte diversa. Se mantienen en buen estado los que desarrollan un uso privado o público. Otros se arruinan, convertidos en solares o sustituidos por nuevas urbanizaciones.
Llapis, paper i bombes fue inagurada por primera vez en julio de 2013 en el campus de Sant Vicentde la Universidad de Alicante. Desde entonces lleva un largo itinerario (Alicante, Alcoi, Elda, Orihuela, Xixona) y está previsto futuras instalaciones. Sin duda su éxito radica en que los estudiantes y el público pueden comprender mejor las experienciasvividas por la infancia de los tiempos de guerra a través de su propio lenguaje visual.

http://www.alicantenoticias.es/wp-content/uploads/2014/07/Exposicion.jpg